Buscando entregar un servicio integral que incluye asesoría, planificación, auditorías, evaluación, gestión y mucho más, Juan Pablo Pino, Contador Auditor, Licenciado en Auditoria; y Postgrado en Planificación y Gestión Tributaria, luego de años de madurar su idea creó Planificador Tributario, una sociedad de profesionales dedicada en forma independiente a prestar servicios de planificación tributaria a gran escala, tanto para personas naturales como para empresas nacionales y extranjeras bajo un prisma estratégico y de razonabilidad en conformidad a la legislación vigente en el país y los criterios de la autoridad tributaria.

Con una familia ligada al área de los números, herencia de su padre que posee esa gran habilidad, el cual en sus inicios apoyaba calculando mentalmente sumas de impuestos, hoy trabaja junto a su hermana, Marcela Pino, Contador Auditor. Ambos especializados en áreas distintas, pero que han logrado complementarse profesionalmente.

Entre risas Juan Pablo, recuerda que cuando ingresó a estudiar Contabilidad lo hizo por su hermana, que ya había estudiado lo mismo años antes, “pero ni en un balance me ayudó”. Con cariño, ella, le dice que lo hizo por su bien.

Ambos recuerdan que, por cosas de la vida, Juan Pablo primero entró a la universidad a estudiar Ingeniería en Mecánica, pero al año de ingresar se retiró. Sin embargo, fue su madre quien insistió en que regresara a los estudios. “Al salirme de Mecánica busqué trabajo y encontré, pero a unos días de comenzar me negaron el trabajo. Con el tiempo me enteré de que mi mamá interfirió. Ella quería que yo volviera a estudiar”, recuerda Juan Pablo.

Desde pequeños con Marcela fueron muy cercanos y hoy son parte de Planificador Tributario, una asociación de profesionales que se dedican a prestar servicios de contabilidad, asesorías, planificación, auditorías y evaluación de proyectos a empresas en Talca.

Una idea que nació de Juan Pablo a fines de los años 90, “en el ‘99 partí en el rubro de la contabilidad como ayudante de contadores y me di cuenta de las dificultades que tenían y cuáles eran las necesidades de los clientes. Entonces, en base a eso comencé a construir mi idea, con objetivos general y particulares”.

¿Cuáles fueron las deficiencias que viste en la contabilidad?

“Por lo general, en las oficinas de contabilidad se hace la recepción de las facturas, se calcula el impuesto y luego se llama al cliente para pagar el IVA. Yo siempre pensé en que faltaba un contacto más directo con el cliente, para conversar, atender las dudas, planificar y darle consejos para así poder interiorizarnos de la situación de su empresa y no solo saber cuánto tenía que pagar de IVA. Además, en algunos casos, por errores administrativos al cliente le podía llegar una notificación del SII, situación que siempre creí que se podía evitar, ya que no corresponde que el cliente tenga que pagar una multa, porque he sido enfático, y eso lo mantengo hasta el día de hoy, el cliente es tan importante como los impuestos”.

LOS INICIOS Y EVOLUCIÓN DE PLANIFICADOR TRIBUTARIO

Pasaron los años y Juan Pablo continuó trabajando en el rubro de los números y en 2008 comenzó a funcionar como Planificador Tributario. “A través del tiempo comencé a perfeccionarme en el área, comencé a trabajar con conocimiento más firme, a implementar los procesos de la tributaria, a explicar a los clientes y entregar un poco de cultura tributaria, ya que no existía una visión a futuro de planificar considerando qué es lo que el cliente necesita y quiere”, explicó.

Pero fue luego de la Reforma Tributaria de 2014, cuando todo comenzó a tomar un rumbo firme para Juan Pablo y su empresa. “En el 2015 nos establecemos en Talca con una oficina y con el tiempo fuimos conformando el equipo de profesionales, altamente calificados. Partimos con dos asistentes, luego comenzamos a buscar a más personas para integrar al equipo que tuvieran las cualidades de profesionalismo, integridad ética y responsabilidad. Entre ellos mi hermana, cuyo perfil es de una excelente administradora con cualidades de gestión, control y recursos humanos. Luego, se integró otra asistente para el área de Contabilidad, y estaba yo en el área de Tributación. Finalmente llegó otra profesional, especialista en declaraciones juradas y declaraciones de renta”.

En esa línea Pino agregó que, “hoy en día tenemos la capacidad de entregar un servicio integral, no solamente tributario, también de gestión, contabilidad, pago de impuesto, recursos humanos y más, ya que en Planificador Tributario cada uno de quienes trabajamos aquí tenemos una especialidad y en conjunto formamos un equipo integral. Eso fue lo que siempre soñé, ofrecer servicios integrales para resolver las necesidades de una empresa”.

 

¿Cómo es el enfoque del servicio que entrega Planificador Tributario?

“Cuando un cliente nuevo llega acá, nosotros hacemos una pequeña auditoría de su situación y le explicamos cuáles fueron los errores que cometió para empezar a planificar. Nosotros hacemos un pre-balance, definimos la situación de su negocio, proyectamos el año y vemos los posibles resultados. Así, el cliente va a saber si es mucho o muy poco lo que está pagando. La idea es que la planificación le deje claro los gastos e ingresos, para que tenga un negocio ordenado”, explicó Juan Pablo.

Un enfoque que Planificador Tributario busca prolongar a largo plazo, como lo indicó Marcela, quien actualmente es la Gerenta General de la asociación. “Nos proyectamos con la idea de entregar una asesoría y atención integral y que los clientes se sientan satisfechos, además queremos continuar creciendo para que Planificador Tributario sea líder en la zona. Si el día de mañana un cliente nos dice que no seguirá trabajando con nosotros, queremos que él se vaya bien, que si tomó esa decisión sea por otros motivos ajenos a nuestra responsabilidad o un mal trabajo de nuestra parte”.

 

¿Cuáles son las áreas de producción de sus clientes?

“Tenemos clientes del área de construcción, agricultura e incluso de transporte, siendo muy bueno para nosotros porque así estamos en conocimiento de todos los rubros, ya que al ser diferentes mercados tienen distintas formas de tributación, lo que nos obliga a estar permanentemente actualizados con la información de cada área. Por ejemplo, tenemos clientes que tienen una constructora, pero que a la vez tiene un campo y camiones de transportes, entonces en un caso así tenemos formas distintas de tributar”, comentó Juan Pablo y agregó que “hemos comenzado a trabajar con clientes de Santiago, futbolistas que se nos han acercado para asesorarlos y otras empresas que también se han interesado por nuestro trabajo. Eso es muy satisfactorio porque habla del avance que hemos tenido. Nuestra intención es romper el mercado y abrirnos a más público”.

Una cartera de clientes que ha tenido una importante curva de crecimiento, según indicaron Juan Pablo y Marcela, ya que partieron con pequeños empresarios y mini pymes, para luego asesorar a pymes, medias y grandes empresas. “La idea es abarcar todo tipo empresas desde pequeñas hasta grandes”, coinciden.

 

HERMANOS Y SOCIOS

“Impulsada por mi hermano me especialicé en el área de la auditoría. Y me vine a trabajar con él”, comentó Marcela sobre los inicios de cuando comenzaron a ser socios.

Ella, antes de especializarse, ya había trabajo en Administración y Atención de Clientes, un área que ahora maneja a la perfección en Planificación Tributaria.

“Yo creo que somos un buen complemento, ya que somos polos opuestos en las áreas de conocimiento. Por un lado, Juan Pablo es muy bueno con los números y el área de tributación y por otro lado, yo me manejo en el área administrativa y la relación con las personas. Entonces nos complementamos tanto en la parte contable y tributaria con la administrativa y la relación de clientes”, argumentó Marcela.

Cuando están en comidas familiares, ¿también hablan de Planificador Tributario?

“Nos cuesta desconectarnos un poquito de la pega, por el hecho de trabajar juntos”, explicó Marcela. Y entre bromas agregó que “de hecho, en las reuniones que tenemos los lunes en la oficina, yo le reclamo que el sábado y domingo no me dejó descansar porque me hablaba y hablaba de pega. Pero siempre en buena, nos cuesta desconectarnos un poquito por el hecho de trabajar juntos, pero lo importarte es que existe la confianza y la claridad de lo que queremos lograr con Planificador Tributario”, concluye.

Dirección: 1 NORTE 841, Talca.

Email: contacto@planificadortributario.cl

Teléfono: +56 71 2 384314

www.planificadortributario.cl